Cuando la subvención llama a tu puerta


Hace mucho que no tenía un hueco para escribir en el blog ya que el cierre del año y el principio no me han dejado ni un hueco.
Hoy es un día importante en mis tareas habituales, he de tomar decisiones que tendrán impacto directo en la capacidad de la empresa durante los próximos 10 meses. Hacia el final del 2009, recibimos la notificación de concesión de una subvención que esperábamos haber recibido bastante antes. Dicha concesión, importante para Unkasoft y su tesorería, se establecía sobre un plan presentado en el año 2008 que hubiera tenido algo de sentido a principios de 2009, pero no a finales. El retraso en la concesión de la subvención, hizo que el plan de inversión presentado estuviese ya desfasado respecto de la realidad. Una vez recibida la concesión, presentamos su aceptación y empezamos a comunicar los cambios que había habido en el plan original, pero al llegar tan tarde, las notificaciones y solicitudes llegaron una vez terminado el plazo del primer hito de desembolso y auditoría de la ayuda, por lo que el gasto e inversión aprobado ha de afrontarse de dos maneras posibles:

  1. Utilizar más tesorería de la planteada inicialmente para intentar cubrir la inversión pactada.
  2. Solicitar un cobro inferior sobre una inversión inferio siempre y cuando no supere el % máximo de desviación en las partidas aprobadas (el 25%).

Aquí es donde el diablo llama a la puerta y te ves con recursos para terminar la inversión pendiente haciendo de una vez una serie de pagos importantes planificados para los próximos meses. Si haces los pagos, el cobro de la subvención será un % mayor y es bastante dinero de cara a hacer un buen año.
También es aquí donde mi sentido del equilibrio salta y me dice que tenga en cuenta el escenario:

  • Tus clientes están pagando más tarde de lo pactado en las facturas.
  • Tu tesorería está planificada bajo un plan estricto.
  • Tu capacidad de desviación es poca o muy poca con el ambiente actual.
  • No sabes cuanto tardarán en liquidar la subvención una vez auditada.
  • Las entidades públicas están todas con restricciones o poca liquidez.
  • Adelantar una subvención auditada mediante un producto bancario tiene coste.
  • Tienen más propuestas entregadas que el año pasado. Más producción a la vista.

Con lo que llega el dilema y la toma de la decisión. Que bien nos vendrían 30.000 € más a cobrar en este hito, a cambio de gastar el 60% de tu tesorería actual. Que bien nos vendrían tener nuestro margen de 4 meses de tesorería para capear cualquier imprevisto y cobrar un poco menos de subvención con el riesgo de que el auditor no admita algún gasto y te pases de desviación.
En otro momento, habría peleado claramente por llegar al hito completo, 2006 o 2007 no habrían tenido mayor problema, pero actualmente, más vale tenerlo todo muy atado y asegurarte supervivencia y continuidad en vez de arriesgarse por 30.000 €. La decisión está tomada, presentaremos el hito de manera parcial y lo negociaremos con la agencia de desarrollo correspondiente para hacerlo de la mejor manera. Puede que si lo hacemos bien, en 2011 y 2012 podamos recuperarlo en los siguientes hitos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s